Lula rompe el silencio y dice que no teme ir a prisión

Lula da Silva

Lula da Silva

Ante una multitud que coreaba "Lula guerrero del pueblo brasileño", "Lula Inocente" y "Lula Presidente", la Policía Federal desistió de llevar a cabo el arresto al menos hasta hoy.

Según el exmandatario (2003-2010), su condena obedece al propósito de evitar el regreso de la izquierda al poder en las elecciones de octubre, en las cuales es favorito en los sondeos.

Esta es la primera vez que Lula sale del sindicato, al que ingresó poco después de que el juez Sergio Moro le dictara el viernes una orden de detención con un plazo hasta las 17 horas para presentarse ante la Policía de forma voluntaria, el cual no fue cumplido.

Aunque se había dicho que Lula daría un discurso, no lo hizo. "La lucha continúa", escribió en su cuenta de esa red social.

Una misa convertida en acto político respaldando al ex presidente Luiz Inácio Lula da Silva se inició pasadas las 11 en las afueras de San Pablo a cargo del obispo emérito de la ciudad de Blumenau, Angélico Bernardino, quien convocó a la "resistencia pero en la lucha pacífica y dándonos las manos contra el arbitrio".

Trump amenaza con lanzar misiles y crece la tensión con Rusia — Siria
Expertos en seguridad nacional estadounidenses se preguntaban si una respuesta de occidente serviría para disuadir a Asad. Desde el ataque del sábado en Duma, ha habido un creciente movimiento militar en el Mediterráneo oriental.

Ayer, presidentes, exmandatarios y activistas del continente sumaron voces en solidaridad con Lula da Silva después de que la justicia ratificara una condena a 12 años de prisión contra el exjefe de Estado de Brasil. "Voy a demostrar mi inocencia", señaló Lula después.

La condena fue ampliada hasta los 12 años y 1 mes por un tribunal de apelación, y Moro dictó el auto de prisión menos de un día después de que el Tribunal Supremo negara un habeas corpus a la defensa de Lula.

"Voy a cumplir con el mandato y cada uno de ustedes, todas las voces de aquí, se van a transformar en mí y van a hacer lo que tienen que hacer", dijo Lula da Silva ante una multitud de simpatizantes que lo acompañaron tras realizar una misa en honor a su fallecida esposa, en la sede del sindicato metalúrgico en Sao Paulo, donde pasó las últimas dos noches.

"Con la cabeza erguida es que quiero llegar al delegado para decirle que estoy a disposición", planteó cerca de las 13 el ex mandatario, al manifestar que se entregaría a la policía.

Lula también criticó a la prensa por generar una "campaña" y dijo que impulsará una "regulación de los medios" para que los ciudadanos no reciban "mentiras". Algunos trascendidos indican que ya tomó la decisión: participar junto a su familia y su círculo de confianza del oficio religioso en homenaje a su esposa y luego se presentará ante la Justicia.

Recommended News

We are pleased to provide this opportunity to share information, experiences and observations about what's in the news.
Some of the comments may be reprinted elsewhere in the site or in the newspaper.
Thank you for taking the time to offer your thoughts.